Cocina semi-abierta en el centro de Barcelona

Una solución de estilo nórdico

Para esta cocina se planteó que debía abrirse al salón de una forma original y adaptada a las necesidades de la familia. En este sentido desde Vertex se diseñó un espacio de cocina semi-abierta, generando una abertura en la pared que separa el salón de la cocina para convertirla en una ventana pasa-platos, y también por las dos puertas correderas.

La cocina es sin tiradores y el acabado es en laca blanca, con encimera de trabajo en Silestone Blanco Zeus mate. Es de estilo muy neutro y 100% funcional, donde el pasa-platos y los muebles de la zona de cafetera se pensaron en madera clara, aportando calidez, pero sin ser demasiado invasivos. La prolongación de la isla en barra -mesa le da este doble juego de combinar la zona de preparación y la zona de comer, donde disfrutar lo preparado. En definitiva, es un espacio creado para compartir con la familia y los amigos, donde poder mezclar y vivir tanto el cocinado, como el momento de desayuno, comida o cena. Una cocina para ser vivida, muy estilo Vertex.